TORSI脫N DE EST脫MAGO EN PERROS

La torsi贸n g谩strica en perros es una afecci贸n superaguda y fatal que requiere tratamiento m茅dico y quir煤rgico inmediato. Esta enfermedad todav铆a se conoce poco en la actualidad. Se caracteriza por diversos grados de torsi贸n del est贸mago, lo que provoca la acumulaci贸n de gas y un aumento de la presi贸n intrag谩strica. Algunas razas son m谩s propensas a este tipo de trastorno que otras.

Un perro de raza grande tiene un riesgo del 24% de desarrollar una torsi贸n de est贸mago. El Gran Dan茅s parece ser un caso especial, pues tiene un 42% de posibilidades de desarrollar una torsi贸n de est贸mago durante su vida: es la raza m谩s afectada por esta patolog铆a (Glickman LT, Glickman NW et al., 2000). Por tanto, es importante conocer los s铆ntomas y saber c贸mo prevenirlos, y la alimentaci贸n puede jugar un papel decisivo en ello.

驴Cu谩les son los s铆ntomas de la torsi贸n de est贸mago en perros?

Los due帽os deben estar especialmente atentos a los siguientes signos cl铆nicos:

  • Dilataci贸n visible del abdomen

  • Cansancio

  • Taquicardia

  • Jadeos

  • Palidez de las mucosas

  • Uno o m谩s intentos de vomitar

  • Cambios de comportamiento: inquietud, agitaci贸n

  • Hiperesalivaci贸n

  • Identificaci贸n de dolor

  • Cambios en la respiraci贸n

  • El perro se niega a comer o incluso a moverse: el animal se vuelve d茅bil o incluso pierde el conocimiento.

Cuanto antes se trate la torsi贸n de est贸mago, 隆m谩s posibilidades de sobrevivir tendr谩 tu perro! Tienes que actuar con rapidez, pero t贸mate unos segundos para avisar a tu veterinario de tu llegada present谩ndole los s铆ntomas y tu sospecha sobre una torsi贸n de est贸mago.

Una vez avisado, tu veterinario podr谩 preparar mejor tu llegada y el ingreso de tu perro. Le ahorrar谩s un tiempo precioso que puede salvar la vida de tu peludo.

Desafortunadamente, no existe NINGUNA forma 100% efectiva de evitar una torsi贸n de est贸mago. No se ha identificado una causa absoluta. A veces un solo factor ser谩 suficiente para desencadenar una torsi贸n de est贸mago, a veces ser谩 la asociaci贸n de varios eventos y, a veces, simplemente no se puede encontrar ninguna explicaci贸n plausible.

隆PRU脡BANOS!

30 d铆as de pienso a

-50%

Entregado en tu casa. Sin compromiso

驴Cu谩les son los factores de riesgo de una torsi贸n de est贸mago?

Si bien sabemos c贸mo reaccionar ante un caso de torsi贸n de est贸mago y tenemos una idea bastante clara de los factores de riesgo, a d铆a de hoy a煤n no se han identificado las causas exactas.

Factores espec铆ficos de cada perro:

馃憠 La edad

Los datos en la literatura son homog茅neos sobre este tema: la torsi贸n de est贸mago puede ocurrir a cualquier edad, pero aparece con mayor frecuencia en individuos de mediana a avanzada edad (mayores de 7 a帽os especialmente). El estudio de Glickman et al. ha demostrado que el riesgo de desarrollar una torsi贸n de est贸mago aumenta con la edad, a partir de los 3 a帽os en razas grandes (Glickman LT, Glickman NW et al., 2000).

Esta observaci贸n podr铆a explicarse por el hecho de que con la edad, los ligamentos suspensorios del est贸mago se destensan, lo que facilitar铆a un v贸lvulo (caso de obstrucci贸n mec谩nica del tr谩nsito intestinal) (Hall JA, Willer RL, Seim HB et al., 1995).

馃憠 La raza

Las razas de perros tradicionalmente consideradas como las m谩s predispuestas son el Gran Dan茅s, el Lobero Irland茅s, el Terranova, el San Bernardo, as铆 como el Pastor Alem谩n, el Setter Irland茅s, el Akita Inu, el Boxer, el Gordon Setter, el Collie, el Basset Hound y el Caniche mediano. Tambi茅n se han identificado muchos casos del Boyero de Berna.

Se trata esencialmente de razas de perros con un t贸rax profundo y estrecho, porque tienen una relaci贸n anat贸mica entre el est贸mago y el es贸fago modificada (por tanto, una menor capacidad de evacuaci贸n de gases digestivos).

Tambi茅n hay que recordar que los perros de raza pura tienen 2,5 veces m谩s probabilidades de sufrir una torsi贸n de est贸mago, en comparaci贸n con los perros mestizos.

馃憠 La gen茅tica

Varios estudios tienden a mostrar que un perro de raza pura, grande o gigante, cuyo t贸rax es profundo y estrecho, y del cual al menos un miembro directo (hermano o hermana, descendencia, padre) ha sufrido una torsi贸n g谩strica, tiene m谩s probabilidades de verse afectado por una torsi贸n de est贸mago que los dem谩s (Burrows C e Ignaszewski L, 1990; Glickman LT, Glickman NW et al., 2000; Fossum TW, Hedlund CS, Hulse DA et al., 2002; Broome CJ y Walsch VP, 2003). El efecto "linaje" es, por tanto, muy importante.

馃憠 El car谩cter

El estr茅s es un factor de riesgo comprobado: un estudio ha demostrado que el car谩cter "feliz" o "despreocupado" de un perro es un factor de protecci贸n significativo, mientras que un car谩cter agresivo se asocia con un mayor riesgo de torsi贸n g谩strica en perros de razas grandes (Glickman LT, Glickman NW y Schellenberg DB, 1997; Glickman LT, Glickman NW, Schellenberg DB et al., 2000). El estr茅s modificar铆a la motilidad gastrointestinal, en particular durante episodios de estr茅s emocional (Glickman LT, Glickman NW et al., 1997) y podr铆a actuar como factor desencadenante.

馃憠 Infecciones/enfermedades

Patolog铆as y enfermedades caninas como 铆leo, traumatismos, trastornos de la motilidad g谩strica o v贸mitos o incluso EII (Enfermedades Inflamatorias Intestinales) ser铆an factores que contribuir铆an a padecer una torsi贸n de est贸mago (Fossum TW, Hedlund CS et al., 2002).

Factores espec铆ficos de la dieta y el estilo de vida del perro:

馃憠 Alimentaci贸n/ingesta de l铆quidos

Los estudios de los factores de riesgo alimentarios siguen siendo contradictorios en la actualidad, especialmente en lo que respecta a la frecuencia de las comidas diarias y la velocidad de ingesti贸n. De hecho, algunos estudios han puesto de relieve un riesgo que afecta a los perros que comen r谩pido y que comen una vez al d铆a, solo a base de alimento seco (Glickman LT, Glickman NW et al., 1997; Ellwood CM, 1998). Seg煤n otro estudio de Glickman et al., el hecho de que el comedero est茅 demasiado alto o restringir el acceso al agua antes y despu茅s de comer parece aumentar el riesgo de torsi贸n de est贸mago.

Otros estudios, en cambio, afirman que la frecuencia de las comidas y la velocidad de ingesti贸n no son factores de riesgo significativos, pero que el riesgo aumenta si el alimento contiene solo part铆culas de menos de 30 mm de di谩metro (Theyse LFH , Van De Brome WE y Van Sluijs FJ, 1998). Cuanto mayor sea la cantidad ingerida de golpe, mayor ser谩 el riesgo de torsi贸n de est贸mago, independientemente de la cantidad de comidas administradas por d铆a.

驴C贸mo limitar los riesgos de torsi贸n de est贸mago?

Son muchas las recomendaciones, publicadas en manuales veterinarios, donde por ejemplo se aconseja dividir la raci贸n en varias comidas diarias, evitar el ejercicio f铆sico as铆 como el consumo de agua justo antes o despu茅s de la comida, ralentizar la velocidad de ingesti贸n, remojar el pienso antes de d谩rselo, o incluso elevar la comida para reducir el aire ingerido. No existe evidencia cient铆fica s贸lida para estas recomendaciones, y los estudios publicados sobre este tema siguen siendo contradictorios en varios puntos (Guilford WG, Center SA et al., 1996).

En su estudio publicado en noviembre de 2000, Glickman [94] observ贸 que el riesgo de sufrir una torsi贸n de est贸mago es significativamente mayor en perros a los que se les da la comida en una posici贸n elevada. Lo mismo ocurre con aquellos a los que no se les permite beber antes y despu茅s de las comidas.

En cuanto a la composici贸n de la raci贸n, durante mucho tiempo se ha culpado al pienso industrial a base de cereales [38]; sin embargo, un estudio reciente [202] sobre factores de riesgo alimentarios para la torsi贸n g谩strica en perros contradice esta afirmaci贸n y concluye que la presencia de aceite o materia grasa entre los cuatro componentes principales de la raci贸n aumenta significativamente el riesgo de torsi贸n de est贸mago, mientras que cuando se increment贸 la cantidad de carbohidratos (tantas veces citados como responsables [72, 249]) para cubrir las necesidades de energ铆a metabolizable, no se detect贸 un aumento del riesgo de sufrir una torsi贸n de est贸mago.

El mismo estudio mostr贸 que el riesgo se reduce con el aumento en la cantidad de prote铆na de origen animal en el pienso industrial. La presencia de soja, ma铆z, arroz o trigo entre los cuatro componentes principales de la raci贸n tampoco se asoci贸 significativamente con un mayor riesgo.

No se ha demostrado que la administraci贸n de pienso sea un factor de riesgo, pero complementar la comida seca con restos de comida o comida de lata reducir铆a el riesgo de torsi贸n g谩strica en perros entre un 30 y un 60%. Finalmente, los cambios bruscos en la dieta, sin transici贸n alimentaria, tambi茅n predisponen a la torsi贸n de est贸mago, como ha demostrado Sourbe [227].

馃憠 Sobre la alimentaci贸n

Para limitar el riesgo de torsi贸n de est贸mago se recomienda desde hace varios a帽os dar un alimento de calidad, muy bien procesado y moderado en fibra (<4%) y en materias grasas (<16%), repartir el volumen de alimento en varias comidas peque帽as (al menos 2), evitar los comederos elevados (salvo indicaci贸n terap茅utica porque estos, no fisiol贸gicos, favorecer铆an el riesgo de aerofagia), dar alimentos adaptados al tama帽o del animal y que lo obliguen a masticar m谩s tiempo; y ralentizar al m谩ximo la ingesti贸n, o incluso dar parte de la comida en una forma distinta al pienso (pat茅 de calidad o comida casera).

Dar la comida en un lugar tranquilo, en un lugar sereno. Para los perros con mayor riesgo o en convalecencia, divide la raci贸n en al menos 4 a 6 comidas peque帽as y s铆rvesela lo m谩s triturada y hervida posible (debe parecer papilla). En cualquier caso y dada la variabilidad de los resultados de los diferentes estudios, hay que sopesar ciertos consejos profil谩cticos disponibles en diversas fuentes destinadas al p煤blico en general.

馃憠 Promover la actividad

En general, la actividad f铆sica significativa se asocia con un riesgo reducido de torsi贸n de est贸mago en razas gigantes (Glickman LT, Glickman NW et al., 2000). Pero cuando se trata de actividad f铆sica cerca del momento de las comidas, los estudios son contradictorios. De hecho, algunos autores afirman que el ejercicio f铆sico despu茅s de una gran comida a base de alimento industrial y agua ser铆a un factor de riesgo para desarrollar una torsi贸n de est贸mago (Fossum TW, Hedlund CS et al., 2002).

Otros autores, por el contrario, muestran en sus estudios que restringir el ejercicio antes y despu茅s de las comidas, e hidratar un alimento seco antes de comer, aumentar铆a el riesgo de torsi贸n g谩strica en perros de razas grandes (Glickman LT, Glickman NW et al., 2000).

PUBLICADO EL 18/12/2020 - HECTOR KITCHEN, TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

Por el equipo m茅dico y cient铆fico Hector Kitchen

驴SU DIETA PERFECTA?

en 3mn !